Avión intentó aterrizar tras sospechar que un pasajero llevaba un Galaxy Note 7

La paranoia se vivió en uno de los vuelos de la empresa Virgin America, donde, al

percatar la presencia de un dispositivo móvil Samsung Galaxy Note 7, la

tripulación interrogó a los usuarios hasta ofrecer con el usuario de este celular.

Sí, suena un poco exagerado, pero la aerolínea encuentra todavía alarmante la

utilización de estos teléfonos inteligentes en los vuelos, ya que tengamos en

cuenta que se hicieron conocidos por calentarse en exceso y explotar de forma

inesperada, ocasionando lesiones e incendios.

El vuelo salió de San Francisco, con destino a Boston, y estando en las alturas, un

pasajero descubrió la red wifi el punto de ingreso llamada “Samsung Galaxy

Note7_1097”. La persona que notó la presencia de este teléfono fue un pasajero

de nombre Lucas Wojciechowski, quien intentaba abrir las redes accesibles

desde su portátil. Inclusive tuiteó la captura de pantalla.

Impidieron seguir con el vuelo por sospecha de haber un galaxy note 7 a bordo

“Abrí mi portátil en el avión y vi un Galaxy Note 7 como punto de conexión”

Esta circunstancia ocasionó que el capitán anunciara que, de no salir la persona

que portaba este teléfono, el vuelo tendría que llevar a cabo un aterrizaje

obligatorio en algún campo de aviación que estuviera de sendero. “Vamos a prender las luces y buscar en cada bolso de casa pasajero hasta encontrarlo”, ha dicho el capitán,”Soy el capitán al habla. Se ve que el avión podría tener que ser desviado si nadie se levanta pronto”.

Con esta ultima amenaza, el pasajero dueño del conjunto dio la cara para finalizar diciendo que de todos modos no era un Galaxy Note 7, sencillamente cambió el nombre de su conjunto como parte de una broma. Hay gente que le falta un liquidito en el cerebro.

Un portavoz de Virgin America dijo: “El Departamento de Transporte de Estados unidos ha contraindicado el transporte del Samsung Galaxy Note 7 dentro de todos los aviones estadounidense, y Virgin America comunica a los usuarios que no tienen que portar estos gadgets en el momento de abordar”.

Poco luego de conocer al bromista, el vuelo anunció a la terminal que no tenía que ver con un Galaxy Note 7. Aun no se conoce que acciones se tomarán respecto al pasajero.

Tengamos en cuenta que los Samsung Galaxy Note 7 se publicaron a inicios del año en curso, pero ya fueron retirados de las tiendas, ya que se halló que las baterías de litio dentro de ellos explotaba. Esto gracias a que almacenaban mucha energía en un espacio muy diminuto, con elementos combustibles separados por paredes ultra finas, se sobre calentaban cuando eran expuestos a altas temperaturas.

Leave a Reply