Perdió sus brazos en un accidente; no abandonó y ahora es un PRO del volante… con sus pies

Bartek Ostalowski, de 29 años, perdió los brazos hace diez años en un incidente

automovilístico, y aunque la mayor parte de la multitud habría dejado que eso

los detuviera en la vida, el joven polaco nos ofrece una asignatura, asegurándose

de cumplir sus sueños, y más.

Luego del incidente, a Bartek le habían amputado sus brazos, dejando sólo una

sección de sus extremidades.

Luego de recuperarse de la cirujía, Ostalowski se puso tras el volante y aprendió

a conducir, sólo que en esta ocasión, utilizando sus piernas.

Es así, en vez de deprimirse por lo que pasó, se ha propuesto misiones, y las fue

cumpliendo de a poco. Una de ellas: estudiar a conducir autos de carreras

utilizando sus pies.

Luego de años, Bartek por último se transformó en la primera persona sin

brazos en hallar una licencia en todo el mundo para carreras.

Ya como corredor profesional, Bartek ha competido en el Campeonato Europeo

de Rally Cross, y en la Copa de Polonia.

Habiendo superado todas sus expectativas en las carreras, inclusive, superando

a su clase en las rondas de la Copa de Polonia, tomo la decisión de cambiar su

carrera a otro conjunto y ingresar en el planeta del drifting.

El deporte, que necesita veloces cambios de marcha y la utilización repetido del

freno de mano para mover el coche cerca de una pista, muestra gigantes retos

para el Polaco, pero esta es sólo una misión más para demostrarse que puede

llevar a cabo lo que se ofrece.

Bartek ya fundado su propio conjunto, Bart Racing, para asistirle a hacer las

ediciones primordiales a su Nissan Skyline y permitirle competir en el circuito de

drifting.

Perdió sus brazos en un accidente; no abandonó y ahora es un PRO del volante

Sus actualizaciones al coche tienen dentro un nuevo motor, una transmisión más fuerte y una caja de cambios sin dependencia. No obstante, por el momento usa un volante nivel, que controla con un solo pie.

Bartek entró, en el 2014, al Drift Open King de Europa y, tras un triunfo destacable, tiene como propósito sostener la competición en pie y cambiar el deporte para toda la vida.

Estas son historias que inspiran, bien por Bartek.

Leave a Reply